Los más vendidos

Hay técnicas que debes conocer si trabajas el césped, una de ellas es la escarificación del césped. En Honda te explicamos qué es y cuáles son sus características.

Escarificar

Distintos tipos de escarificado para el césped

Manualmente, usando un rastrillo: consiste en ir arañando enérgicamente con el rastrillo la superficie de la tierra. Si la extensión a escarificar es pequeña resulta factible, pero en un jardín mediano o grande, no. Es un trabajo muy cansado y poco eficaz.

Con una máquina escarificadora (Regenerador).Esta máquina tiene un rodillo con varias cuchillas verticales que van "rajando", rompiendo la superficie del suelo y destrozando ese fieltro, esa capa impermeable que asfixia al césped. También rompe parcialmente sus raíces, pero no pasa nada puesto que se regeneran rápidamente. El regenerador se pasa pocas veces cada temporada (dos como máximo), por eso es una buena opción recurrir a un establecimiento de alquiler de maquinaria de jardín. Tras pasar el regenerador, el césped tiene una apariencia muy poco estética, ya que parece arrasado. No hay que preocuparse, porque en una o dos semanas se habrá cerrado perfectamente y además estará regenerado y más vigoroso que antes. Pasa el rastrillo de púas flexibles después de escarificar, para recoger el "forraje" que ha dejado la máquina en la superficie.
Una vez hecho ya sea un escarificado o un aireado (practicar orificios al césped que permiten gran entrada de aire), es conveniente aportar fertilizantes químicos o hacer un recebo. Será una mejora para el suelo, que tu césped agradecerá con seguridad. Un recebo consiste en extender, tras una labor de aireado o de escarificado, por la superficie:

  • Arena sola.
  • Turba o mantillo solo.
  • Arena + turba o arena + mantillo.

Resumiendo: TODOS los años y en TODO tipo de céspedes es muy conveniente hacer un escarificado en primavera.

Luego, tras pasar la escarificadora o bien el rastrillo manual (si lo haces con esta herramienta), es conveniente aportar fertilizantes químicos o hacer un recebo con turba o mantillo. Seguidamente, regar abundantemente y, a los pocos días, el césped estará espectacular y rejuvenecido. Si en otoño se puede realizar otro escarificado, aún mejor, y si en primavera haces un aireado además del escarificado "obligatorio", también fenomenal. Es frecuente ver praderas con poco brío y con grandes manchas amarillentas, principalmente debido a la compactación del suelo y por el fieltro que tiene. La solución es pasar regenerador y, posteriormente, abonar.

Esperamos que con estos consejos puedas conseguir que tu césped sea aun más espectacular que antes. Ante cualquier duda ponte en contacto con nosotros, en Honda siempre te daremos la mejor solución.